La hermandad del Prendimiento afronta una semana clave para su futuro

Cofradías/Actividades
Rosa de la Jara

La hermandad del Prendimiento afronta una semana clave para su futuro inmediato. Finalizado el trámite de la exposición del censo de hermanos con derecho a voto en el cabildo de elecciones que se celebrará el 4 de julio, el pasado sábado se abría el plazo de presentación de candidaturas que concluirá el próximo lunes 2 de junio. Por tanto, estamos a una semana de su cierre, período en el que las personas interesadas en luchar por el presente y futuro de la corporación penitencial del Lunes Santo deberán dar el pertinente paso para que no se produzca el temido vacío de poder.

A día de hoy, la situación es bastante inquietante para los cofrades del Mentidero. La actual hermana mayor, Rosa de la Jara, aún no ha confirmado que vaya a presentarse a la convocatoria electoral. A este respecto, hay que recordar de la Jara asumió el cargo de forma interina en 2007 tras la dimisión de Julio López convirtiéndose en la primera mujer que dirigía los designios de una hermandad en Cádiz. Ya en 2010 era elegida por sus hermanos en las urnas por primera vez. Por tanto, de conformidad con la ley, todavía podría presentarse en una segunda ocasión. Su gestión ha estado marcada por el tesón que le ha llevado a conseguir la reapertura de la capilla de la hermandad en la calle Bendición de Dios, que prácticamente se encontraba condenada al ostracismo. Una época marcada también por los contratiempos como el sufrido por el paso de misterio en el invierno de 2012.

Si, definitivamente, Rosa de la Jara no decidiera a volver a presentarse respaldada por un grupo consistente, podría abrirse una etapa de incertidumbre en la cofradía del Lunes Santo, ya que parece poco probable que a lo largo de los próximos siete días otra persona vaya a asumir la responsabilidad. Por tanto, la sombra del temido comisario planearía nuevamente sobre una hermandad gaditana.